dimecres, 7 d’octubre de 2015

¡Odio las películas con cámara subjetiva!

   Me disponía a ver la última película del director de cine M. Night Shyamalan, "La Visita". Oh, horror! Ya me han tomado el pelo otra vez, como cuando vi "Distrito 9" o con "REC" (afortunadamente ya estaba avisado al ver la primera y me ahorré de ver las secuelas), está filmado en plano subjetivo. ¿Que les ha dado ahora a los directores de cine a realizar sus películas con planos subjetivos? Estoy harto de los planos subjetivos. No quiero planos subjetivos. Odio los planos subjetivos.



   ¿Por qué tengo que esforzarme en ver una película donde la cámara no para de moverse? ¿Hay alguien en este mundo que se pase grabando todo lo que hece durante todo el día como hacen los personajes de este tipo de películas? ¿Dónde está la gracia de este tipo de grabación? 

   Los defensores de este tipo de películas afirman que la narración es como si fuera en primera persona, que está grabado desde el punto de vista del que ve la película y que da miedo. Pero yo quiero ver las películas en las que la cámara no se mueva tanto. Donde haya planos lejanos y se vean todos los personajes bien. Las películas con planos subjetivos ya no aportan nada nuevo. Quien vió "El proyecto de la bruja de Blair" ya puede ahorrarse de ver todas las demás películas con cámara subjetiva. Ya está, no hace falta que reincidan en el mismo tema de zombies y mosntruos que te quieren hacer creer que te van a comer. Ya está, alguien ya lo hizo y no hace falta que nadie ruede otra película con planos subjetivos. ¿Entendido?

dissabte, 3 d’octubre de 2015

El Gran Wyoming y el Intermedio

   Apreciado Wyoming: Creo que no te das cuenta de que te estás dejando llevar por la linea editorial de la cadena para la que trabajas. De un tiempo a esta parte he tenido que dejar de ver tu otrora divertido programa "El Intermedio". No puedo verlo. Pienso que no creias que en Catalunya había tanta "mala gente independentista" y te has dedicado a reirte de los que tú creias que eran una inmensa minoría de la población catalana. Pero ahí están los resultados. Te podrán gustar o no. Podrás interpretarlos o no. Pero lo que debes tener claro es que no sólo hay una lectura del resultado de esas elecciones que, aunque os duela, han sido plebiscitarias.



   Es cierto que los votos del SI no llegan al 50%, en eso estamos de acuerdo. Pero no es menos cierto que no todos los votos que no fueron SI son NO. Empezando por el cabeza de lista de CSQEP, Rabell, declarado independentista. Si los votos del SI fueron 47%, mal irían las cosas para que en un referéndum con una pregunta clara no se alcanzara de sobras el 50% de los votos. Ya ves, Wyoming, las cuentas varían según las leas. ¿Apoyas un referéndum? ¿Qué resultado crees que saldría de una pregunta planteada en un referéndum? Si eres sincero sabrás la respuesta.

   Despsués de la campaña que hemos tenido que soportar por tu parte en tu programa, cuando has llevado al ministro de los GAL, a hablar de la biblia que al parecer ha escrito, que parecía que eso iba a misa, y se ha demostrado que sólo era una patraña para meter el miedo a los catalanes. ¿Dónde están las entrevistas a los partidarios de la independencia? ¿Silencias a los adversarios políticos y después te quejas de si vetan o no al minsitro de los GAL en TV3?

   Te estás equivocando. Los catalanes independentistas no somos el enemigo. El enemigo es ese que desde que se sentó en la Moncloa no ha hecho más que provocar alos catalanes . Promueve leyes que van en contra de nuestra idiosincrasia, de nuestra cultura. Quiere eliminar el catalán de las escuelas. Queremos que nuestros impuestos reviertan en Catalunya. Aqui no habían problemas de convivencia hasta que llegó este señor a presidente. ¡Y le disteis la mayoría absoluta! Dale una cerilla y madera a un inconsciente y muy bien tienen que ir las cosas para no acabar chamuscados.