dissabte, 8 de setembre de 2012

Eurovegas: Nunca llueve a gusto de todos...

  Parece mentira a que extremos llegan los políticos con la única finalidad de desgastar al oponente. El Partido Socialista de Catalunya, en un saber aprovechar la situación, ha puesto el grito en el cielo y ha criticado al gobierno catalán por haber perdido el proyecto de construcción del megacomplejo Eurovegas en favor de Madrid.



   Dejando aparte la conveniencia de que se instale o no un centro de juego, cuna de ludópatas, cerca de tu casa, no deja de sorprender que los partidos políticos en la oposición ahora critiquen al gobierno por no haber sabido atraer esa inversión a su territorio.

   En el caso de que Sheldon Adelson, el magnate que construirá el proyecto e investigado en los Estados Unidos por corrupción, hubiera decidido que el complejo se construyera en Barcelona, los partidos en la oposición pondrían el grito en el cielo, pero esta vez para criticar que hubieran permitido la construcción de Eurovegas, cuna de ludópatas, en su territorio.

   Así es la política. Nunca llueve a gusto de todos...