dissabte, 30 d’abril de 2011

Sobreexplotación de recursos

En la edición de hoy de la Vanguardia viene un interesante reportaje acerca de la sobreexplotación de los recursos de la naturaleza, causando el deterioro de los ecosistemas naturales en varios lugares del planeta. Cita los ejemplos de la minería argentina, donde la extracción de oro y cobre conlleva el vertido de residuos a la laguna de las Termas de Río Hondo; también trata los cultivos para etanol en Kenya, donde no tienen reparos en transformar el delta del río Tana en campos de caña de azúcar para fabricar etanol; otro caso es el de los herbicidas en campos de soja, donde se han destruido bosques naturales y la expulsión de indígenas; por último, el caso de los daños producidos por la extracción de uranio de las minas de Namibia (un país seco), donde se derrocha agua y los residuos contaminan las fuentes.

En este mundo que Dios nos ha dado, tenemos recursos suficientes para satisfacer nuestras necesidades. Sólo hace falta un reparto justo de todos esos recursos. Si no viviéramos en un mundo donde hemos hecho del dinero nuestra principal necesidad, todo sería más equitativo, más justo, menos conflictivo... Los que vivimos en el Primer Mundo (sic) ya nos encargamos de conseguir los recursos, pasando por encima de cualquier obstáculo, que para eso ya están los países menos poderosos tecnológicamente, a los que podemos expoliar tranquilamente. Ellos tienen la materia prima, y nosotros la tecnología y el dinero para extraerla.

En Argentina contaminan para extraer oro y cobre, pero ese oro termina en países muy bonitos y verdes como Suiza; En Kenia, el cultivo de caña de azúcar comporta la desaparición de especies animales como los hipopótamos, cocodrilos, leones y elefantes; los herbicidas en campos de soja se aplican en avioneta, rociando con ellos a niños que marcan los campos con banderas para señalar su ubicación; y en Namibia la extracción de uranio provoca problemas de salud a los trabajadores (radiaciones, problemas pulmonares por respirar polvos, escasa fertilidad de las mujeres...).



Estamos destrozando el planeta y con ello a nosotros mismos. Un día deberían ir los empresarios, presidentes y ejecutivos de estas grandes compañías a remangarse y ponerse a trabajar como sus empleados en esos campos y minas, quizás así se les puede reblandecer el corazón que ahora deben tener duro como el oro que extraen. Menos mal que es maleable.

divendres, 29 d’abril de 2011

Convenio sobre armas químicas

Hoy hace 14 años de la entada en vigor del "Convenio sobre la prohibición del desarrollo, producción, almacenaje y uso de armas químicas y sobre su destrucción". Casi todos los países firmaron el acuerdo para la no fabricación y destrucción de las armas químicas que hubieran en su territorio. Apenas una decena no lo firmaron. Se diferencian de las armas nucleares y de las convencionales en que sus efectos destructivos no son debidos a una explosión. Son armas químicas el gas sarín, famoso por el atentado del metro de tokio, afectando a 5000 personas y matando a algunas de ellas; tambien es una arma química el gas mostaza, llamado así porque picaba en la nariz como la mostaza de Dijon, la cual tiene un sabor más fuerte que la mostaza convencional (los alemanes lo utilizaron en la Primera Guerra Mundial); otra es el gas nervioso, que tiene como efectos espasmos musculares lo que puede ocasionar la muerte en algunos casos. Hay muchos tipos más, pero todos ellos son considerados armas de destrucción masiva. Por cierto, parece que en Iraq no han encontrado este tipo de armas. Las han buscado bien pero no las han encontrado, y eso que parecía que las tenían e iniciaron una guerra por ello...

Ahora yo propongo que se firme otro "Convenio sobre la prohibición del desarrollo, producción, almacenaje, y uso de armas nucleares y sobre su destrucción". Y después, el "Convenio sobre la prohibición del desarrollo, producción, almacenaje, y uso de armas convencionales y sobre su destrucción". Por último, propondría que se firmara el "Convenio sobre la prohibición del desarrollo, producción, almacenaje, y uso de la estupidez humana  y sobre su destrucción".

dimarts, 26 d’abril de 2011

Chernobyl

Hoy hace 25 años de la mayor tragedia nuclear de la historia. Estoy de acuerdo en que se tienen que buscar alternativas energéticas al petróleo, pero tampoco sirve acogerse a cualquier tipo de ellas. No sólo se tiene que tomar el baremo de la cantidad de energía que produce una fuente de energía u otra y el coste que conlleva, sino que lo primordial debe ser la seguridad. Ésa debe ser la prioridad. Por muy barata que sea, y por mucha cantidad de electricidad que produzca, si no reúne las condiciones mínimas de seguridad, y esto es, asegurar que nunca puede haber una catástrofe similar a la que estamos viviendo estos días, no debe implantarse.

El tema de las centrales nucleares lleva muchos años en el candelero y en este caso el tiempo ha dado y quitado razones sobre la conveniencia o no de desarrollar este tipo de energía. Está claro que la energía nuclear es un potencial peligro para las personas y no exento de riesgos. Si hay un accidente en una planta de energía solar, solamente habrá un accidente. Quizás interrumpa la transmisión de energía. Pero quedará todo ahí. No afectará al resto de la población ni en distancia ni en tiempo. En cambio, un accidente en una planta de energía nuclear, de esto se habla desgraciadamente mucho estos días, supone no sólo la contaminación por radiactividad de un área de varias decenas de kilómetros, sino también la contaminación durante centenares, sino miles, de años.

Ya se que dirán  los defensores de las nucleares que estas desgracias sólo pasan muy de vez en cuando, pero creo que con una vez que haya pasado es más que suficiente. ¿Alguien puede asegurar que no habrá otro terremoto en un lugar con centrales nucleares?  Y lo que es peor y más probable, ¿no puede haber un accidente debido a un error humano? En Chernobyl se sucedieron muchos errores debido a decisiones humanas.

Las centrales nucleares generan residuos altamente contaminantes. Su radiactividad permanece durante muchos años. ¿Donde guardarlos? ¿Donde almacenarlos? ¿Qué hacer con ellos?

En Chernobyl se construyó un "sarcófago" para tapar las fugas de radiactividad y reducir la contaminación. Para ello hicieron falta unas 600.000 personas, muchas de ellas voluntarias, llamadas "liquidadores". Quedaban expuestos a la radiactividad e iban a un futuro incierto. ¿Vale la pena?

dilluns, 25 d’abril de 2011

El afán y la ansiedad

Publicaron en mi muro de Facebook un artículo del blog de Eduard Punset titulado "aferrados a la eternidad". En él entiendo que el autor argumenta que hay dos clases de personas, las "creyentes" y las "científicas", ambas enfrentadas en sus argumentaciones. Yo no soy quien para discutir a toda una eminencia como Punset, con su conocimiento filosófico, pero creo que ni todo es blanco ni todo negro. Existen los grises.  Los creyentes, por mucho que sólo acepten que Dios creó el universo, también aceptan algunos avances científicos, como pueden ser las medicinas o las nuevas tecnologías. Ahora bien, ¿hasta donde queremos llegar? ¿Queremos buscar científicamente como se creó el mundo? ¿Que hay más allá de las estrellas? ¿Cuan grande es el universo? ¿Hubo vida en Marte? Realmente, ¿eso es importante? ¿Para qué?

Parece que de lo que se trata es de demostrar científicamente que Dios no existe. Pues parece que de momento no han conseguido demostrarlo, y empeño han puesto en ello. Aunque Punset quiera guardar una cierta equidistancia respecto a los dos bandos, se deduce que es bastante escéptico respecto a los "creyentes". Dice que sólo le hablen de lo que ya está probado, queriendo decir, leyendo entre lineas, que la existencia de Dios no está probada. Califica de sorprendente que tanta y tanta gente "se haya aferrado a unas ideas básicas de carácter supuestamente permanente".

Señor Punset, eso se llama "FE". Usted no lo ha experimentado y, claro, como su mente es "científica", se sorprende. Los que lo hemos experimentado, sabemos que todo lo que necesitamos saber está en un libro, el Libro. No necesitamos más. Allí usted verá la sabiduría que contiene. Y verá que la insatisfacción del desconocimiento desaparece cuando se lee con ganas de aprender, y no se limite sólo a la lectura literal, sino meditando sobre lo leído. A usted que es un hombre culto, le aconsejo la lectura y la meditación sobre el Evangelio de Mateo, en concreto el capítulo 6 del versículo 25 en adelante. No nos afanemos por el conocimiento "científico" ni ansiemos "añadir a su estatura un codo". ¿Para qué?

Evangelio de San Mateo Capítulo 6

diumenge, 24 d’abril de 2011

La jubilación

Es una incógnita saber hasta cuando estaré trabajando. Hoy por hoy, dicen los políticos que si has cotizado 38 años y medio te podrás jubilar a los 65 años. Si no, a los 67. Pero todos sabemos que las cosas que dicen tienen menos credibilidad que un informativo de Intereconomía en catalán. Mañana llegará al gobierno otro político, del mismo partido que manda ahora o no, y cambiará otra vez las reglas del juego. Me veo yendo a trabajar con 70 años..., o 75..., o 80...  Desde luego, si el ritmo de destrucción de empleo actual se mantiene, y no hay nada que haga indicar lo contrario, ya me veo con mi bastón y mi reuma en mi lugar de trabajo, con 75 años, con mis achaques de la edad...

¡Que suerte tienen los que ahora están a punto de jubilarse con 65 años! Y que suerte tienen los que se pueden prejubilar con 56 años. Pero para suerte, la de los políticos, que te puedes jubilar con siete años cotizados. Si una persona normal, cuando se jubila, no puede cobrar más que la jubilación, sino perderá la pensión, el político puede permitirse el lujo de asesorar, remuneradamente claro, a las empresas que quiera (GonzálezAznar, etc). ¡Esto es igualdad, y lo demás son tonterías!. Por cierto, yo no confiaría mi contabilidad doméstica a semejantes personajes, con lo bien que lo han hecho durante el ejercicio de sus funciones, ¿Por que las empresas sí?.

El precio del oro

Estos días se ha publicado en los periódicos que el precio del oro se ha elevado estos días hasta alcanzar los 1504 dólares la onza, es decir, utilizando unidades que entendamos los españoles, 36,47 euros el gramo (24/04/2011). ¿Se come? No hace falta ni decir que a la gente normal y corriente de la calle no entre en el juego de la especulación y empiece a invertir en oro, y mucho menos sin entender de qué va el tema, no sea que creemos otra burbuja como la inmobiliaria, que tantos recuerdos nos está dando. Yo, personalmente, me estoy acordando de lo que costaba un piso hace unos años, y de lo que cuesta ahora. El precio es mucho menor ahora que antes, aunque eso no quiere decir que te lo puedas comprar, ya que como los bancos, esos bancos a los que tanto ayudamos los españoles con nuestros rescates a través de nuestros impuestos, no dan dinero si no eres solvente... Es el pez que se muerde la cola, el banco no te da dinero si no eres solvente, pero si eres solvente, ¿Para que quieres que te de dinero un banco?

Volviendo al tema del oro, espero que mi mujer no se enfade si en vez de una joya de oro le regalo un ramo de flores, que, al menos mientras no sea un valor especulativo, lo podré pagar sin pedir un préstamo al banco.


divendres, 22 d’abril de 2011

Tecnología

El mundo avanza que es una barbaridad, pero todo tiene un coste. Estamos progresando tecnológicamente como no hubiéramos imaginado hace veinte años. Pero también es verdad que los recursos de la naturaleza nos los estamos cargando a marchas forzadas. Por ello, es de agradecer que hayan organismos que se dediquen a investigar en energías limpias y renovables. Uno de estos organismos que tanto vela por la ecología es, según The Guardian, el gobierno del Reino Unido, que investiga con tanques y armas impulsadas con energías verdes.

¡Que Gran noticia! Ahora podremos matarnos los unos a los otros a gusto, sabiendo que la capa de ozono no va a salir perjudicada. Si tenían algún remordimiento, de la cantidad de gasolina que han gastado mientras avanzaban con su tanque y se cargaban a unos cuantos enemigos, esta noticia les aliviará enormemente. Se reducirán los costes de combustible. Tendrán un sistema inalámbrico de carga. ¡Uauh! ¡Que pasada! Mientras unos tendrán que parar para repostar, los otros avanzarán sin miramientos y podrán atacar a todo el que se ponga por delante. Un problema menos.



De todas formas, los que son pacifistas pueden consolarse ya que, como dice la noticia del diario, muchas de las tecnologías y objetos que usamos en la vida cotidiana provienen de investigaciones militares. Desde internet a las cremas solares. Veremos que partido le podremos sacar a un tanque movido por energía renovable cuando ya no queden enemigos.

Lecciones de urbanidad - Joan Manuel Serrat

dijous, 21 d’abril de 2011

Busque, compare y...

Leo en el periódico que el Ayuntamiento de L'Hospitalet ha conseguido retirar una campaña publicitaria cuyo eslogan decía "Trabaja como un sueco aunque seas de L'Hospitalet". ¿Que se interpreta de esta frase? Da a entender que los hospitalenses son unos gandules en comparación a los suecos. Aunque si se miran las horas de trabajos anuales de un sueco y de un español vemos que los suecos trabajan menos horas que los españoles. ¿Querían decir que trabajemos menos?

Sea la intención que sea, lo que está claro es que se trata de hacer publicidad que no pase desapercibida. Se inventan eslóganes ambiguos que da lugar a varias interpretaciones, comparativas con otros productos de la competencia, imágenes que hieren la sensibilidad de mucha gente en temas delicados como la religión, la anorexia, el SIDA..., en las pantallas de cine tienen gran éxito de taquilla las películas que han estado rodeada de polémica, en el teatro es habitual tratar temas como la homosexualidad o la religión siempre buscando la controversia y, si hay suerte, que salga alguna asociación o grupo manifestándose en la puerta del teatro en contra de la puesta en escena de la obra. Esto es publicidad, y encima gratuita. La gente confunde calidad con publicidad. Como decía Oscar Wilde, "que hablen mal de uno es espantoso, pero hay algo peor: que no hablen".

Volviendo al comienzo del escrito, yo propongo unos eslóganes para la bebida energética que ideó la campaña. ¿Que tal: "Es barato, ¡Pero malo!"?, o quizás "Para energía... ¡la de mi tía!". O tal vez "Busque, compare y como no tiene dinero porque estamos en crisis, compre el más barato"

dimecres, 20 d’abril de 2011

La publicidad televisiva

Es de noche. Estás cansado de los quehaceres de cada día. Ha llegado tu momento, el momento en que te dispones a ver tu serie de televisión favorita. Te la han estado anunciando durante los días precedentes. A las diez de la noche está programada. Tú estás listo. La tele enfrente. Tu reloj marca las diez. Puntuales como un clavo emiten unos pocos segundos de lo ocurrido en capítulos anteriores de nuestra serie en cuestión. De repente, interrumpen la programación para dar unos cuantos anuncios. ¡Vaya! Bueno, igual sólo son un par de minutos. ¿Un par de minutos? ¡Se pasan diez minutos por lo menos!. Cuando reanudan, siguen con la recapitulación. Me armo de paciencia. ¡Un momento! ¡Parece que empieza!... ¡Ah, no! Ahora dan  un prolegómeno del capítulo de hoy. Bueno, pienso, cuando acaben estos minutos por fin empezará. De repente, otra interrupción. Otros diez minutos de publicidad. Cuando terminan, ya son las diez y media por lo menos, pero ¡por fin empieza mi serie favorita! Te lo pasas estupendamente hasta que de repente y sin saber cómo..... ¡Te has quedado dormido y no te enteras de nada de tu serie favorita!

diumenge, 17 d’abril de 2011

Tanto tienes, tanto vales

- ¡Hombre Sr. Martínez, que alegría verle por aquí!
- Pues yo también me alegro de verle, ya que no me coge el teléfono...
- Esto... es que claro, seguro que me ha llamado cuando estaba de reunión... Pero no se preocupe, que los empleados tienen órdenes de que a usted se le trate con total diligencia.
- Ya, y la reunión duraba doce horas seguidas, que son las que he estado llamando a ver si se ponía al teléfono.
- Bueno, bueno, no será tanto, je je...
- Desde las ocho de la mañana hasta las ocho de la noche, a mi se suman doce horas, y no me hace gracia.
- Bueno, no pasa nada, ya me tiene aquí. ¿En qué puedo ayudarle?
- Pues vengo a pedirle el préstamo del que hablamos la semana pasada.
- Ah, si... el préstamo... Esto... ¿Cómo habíamos quedado?
- Ya veo que se lo toma con total diligencia, como sus empleados. Pues habíamos quedado con que le traería la nómina de los últimos seis meses, y que se lo estudiarían. Si me lo conceden, encima me tendré que sacar un seguro de vida y uno del hogar. ¿Todavía no se lo han mirado?
- Bueno, es que tenemos mucho trabajo...
- Pero si no trabajan más que por la mañana de lunes a viernes y los jueves tarde... Ya me gustaría a mí tener ese horario.
- Para horarios buenos, los de los eurodiputados, je,je... Deme la nómina que le eche un vistazo rápido.
- Es que me corre un poco de prisa, ¿sabe?
- ¡Vaya! Con esta nómina, no tendrá ningún problema para obtener el crédito, pero límpieme la hoja de la nómina que se ha manchado un poco.
- No es una mancha, es una coma.
- ¿Una coma?
- Si, una coma.
- ¿Pero usted no gana 6000 euros al mes?
- Pues no. Gano 600 euros al mes.
- Uf, esto... mire, hago una fotocopia de las nóminas, y estudiaremos su solicitud. Si ve que no le llamamos en una semana, llámeme usted. Ya sabe que aquí le atenderemos muy diligentemente.
- Ya veo...
- Buenas noches, señor Martínez. Me tendrá que disculpar, es que tengo una reunión muy importante.
- O sea, de las de doce horas.
- De las de doce horas.

divendres, 15 d’abril de 2011

El joven rico

Telefónica quiere despedir a 6000 personas, que es un 20% de su plantilla. Se gastará 1700 millones de euros y se ahorrará 1400 en salarios. Poco después, anuncia que va a ofrecer unos incentivos de 450 millones de euros a sus directivos. ¡En que mundo vivimos! ¡Sólo importa el dinero! No importa que una persona haya estado trabajando para una empresa toda su vida laboral, tenga una familia o la empresa en cuestión tenga unos indecentes beneficios multimillonarios. Se les echa a la calle y punto. Se trata de ganar más y más. El dinero no se lo gastarán en mil vidas como las que tienen. Son unos pocos, muy pocos, pero tienen más riquezas que el resto de la humanidad junta. Se compran aviones, yates, mansiones, coches lujosos, las joyas más caras, se pagan las mejores mutuas para atenderlos enseguida... Algunos de ellos salen a la palestra de vez en cuando para que les aplaudamos cuando públicamente hacen una pequeña donación a unas organizaciones benéficas. Pero debajo de esos actos está la verdadera razón de esas donaciones: la publicidad gratuita que les reporta varios millones más. Les llaman prohombres. Son modelos a seguir.

Nada más lejos de la realidad. Son avariciosos, egoístas. Me viene a la memoria la historia del joven rico en el evangelio de Mateo, un hombre muy rico, que se creía que con unas pequeñas buenas obras tendría bastante para entrar en el reino de los cielos. No robaba, no mataba. Pero Jesús le pidió una cosa que según dice la Escritura, lo entristeció. Le pidió que vendiera todo lo que tenía, y que diera toda su riqueza a los pobres. Le dijo Jesús la conocida frase de "es más fácil pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de los cielos". ¿Se imaginan que les pidieran a uno de esos prohombres que lo vendieran todo y se lo dieran a los pobres? Mejor que no, no sea que entonces les de un ataque de ansiedad y se tengan que ir a un hospital, de la seguridad social por supuesto, y le quiten la  hora de espera a un pobre de los de toda la vida, los genuinos.

dijous, 14 d’abril de 2011

Una de subvenciones

Tal como dice el diario Avui, el Ayuntamiento de Barcelona no recortará un Euro de subvención a la Feria de Abril. ¿Será porque se acercan elecciones? ¡No!, seguro que no. Seguro que ni se les ha pasado por la cabeza que se acercan elecciones. ¿No será que la comunidad andaluza es muy numerosa y, por consiguiente, son muchos votos los que están en juego? Seguro que ni lo han pensado. ¿Es más importante en tiempo de crisis la Feria que los recortes en sanidad, educación...? Naturalmente, para ellos sí. Deben pensar que entre vinito y vinito se nos olvidará la realidad en la que estamos metidos todos, cuando cada vez hay más paro, menos asistencia sanitaria, menos profesores en las escuelas, empobrecimiento de la cultura... Ahora empezará el desfile por la Feria de los políticos de turno haciendo gala de su hipocresía haciendo ver que se lo pasan "chachi piruli", cuando el que sabe un poco de que va la cosa, porque lo he visto con mis ojos, sabe que los políticos van a hacerse la foto y una vez hecha ésta para publicarla en los periódicos desaparecen de escena con su séquito. Así nos luce el pelo.

diumenge, 10 d’abril de 2011

Eurodiputados

Mucho se ha hablado estos días de nuestros flamantes eurodiputados del Parlamento Europeo, de sobre la idoneidad de viajar en primera clase o como el resto de los mortales, en clase turista para ahorrar costes (como estamos en crisis...). Como no podía ser de otra manera, los socialistas y los populares, que nunca se ponen de acuerdo en nada, se pusieron ahora sí de acuerdo en votar no al cambio de pasar a viajar en clase turista. Al ver que la gente se les echaba encima por tamaña insolidaridad con el resto de la población, los socialistas dicen que se trataba un error y cambiaron el sentido del voto, quedando retratados. Peor que si no hubieran rectificado.

Para el que no lo sepa, un eurodiputado cobra por cuatro días de estancia en Bruselas (he dicho bien, por "estancia en Bruselas", que no "trabajar" en Bruselas) 6200,72 euros netos al mes. Igual para todos los eurodiputados. Dietas: 4299 euros al mes, reembolso del billete de avión y dieta anual de estancia y viaje ("la Vanguardia", edición viernes 8 abril 2011). Pobrecillos, no deben llegar a fin de mes.
Digo lo de "estancia" en Bruselas y no "trabajar" en Bruselas, porque hay una serie de eurodiputados que no los deben conocer ni los conserjes, que los viernes dan señales de vida y fichan para cobrar las dietas.

Ahora van apareciendo casos de corrupción en el Parlamento Europeo. Los señores eurodiputados se meten a consejeros de empresas, y claro, no van a dictar leyes que las perjudiquen. Si una persona es consejera de una empresa, ¿qué hace ejerciendo de eurodiputado?. Es incompatible. Pero para el reglamento de esta institución parece que no es así. Unos periodistas del Sunday Times se hicieron pasar por personas influyentes y les ofrecieron a 60 eurodiputados cargos en empresas y dinero a cambio de hacer enmiendas en unas directivas. Tres aceptaron. Es decir, un cinco por ciento. Naturalmente fueron expulsados de sus grupos parlamentarios. Hubo un cuarto del PP español,  Pedro Zalba, que pidió "tiempo para pensárselo", según La Vanguardia. No le obligarán a dejar el puesto porque no recibió dinero. Pues en mi opinión, sólo por haber tenido la tentación y no haberse negado desde un primer momento, debería coger las maletas y volverse a España. Eso sí, en transporte público.

divendres, 8 d’abril de 2011

Para mi madre

Una canción dedicada a mi madre. Es de Gabinete Caligari y se titula "Amor de madre".



Cuando era enano me tomó la mano y me la besó
Mi madre me enseño primero a caminar,
solo, solito andarás,
y me hacia comer mirando un ascensor
que había en el patio interior.
Y a querernos los dos, mi madre me enseñó.

A no llorar en el colegio
cuando ella no podía estar,
a distinguir entre el aprecio
que las personas me pudieran dar.

Mi madrecita me enseño
a ver la vida como un señor,
y la cara de Dios mi madre me enseñó.

Es amor de madre que me dio
su estilo, su clase, su voz.
Me decía que no te enamores jamás
de alguien que te pueda fallar,
y llevaba razón
mi madre me enseñó.

A resguardarme de la lluvia
con un paraguas de verdad,
a soportar todas las puyas
que los malajes me quisieran dar.

Cuando era enano me otorgó
su amor de madre, su corazón.
Mi madre me enseñó
a cantar con emoción,
a no temer la maldición.

Y la cara de Dios,
y la cara de Dios,
mi madre me enseñó
a querernos los dos.


dijous, 7 d’abril de 2011

La burocracia

Para empezar, miro en el diccionario lo que significa la palabra "burocracia". Tiene cuatro acepciones. Las tres primeras las obviaré porque no dicen nada que no se sepa, pero la cuarta dice algo que me ha sorprendido. Dice que es una "administración ineficiente a causa del papeleo, la rigidez y las formalidades superfluas". ¡Ah, caramba! Yo creía que la burocracia eran unas formalidades que se tenían que cumplir y se daban por hecho que se consideraban "eficientes". Ahora resulta que la gente está tan harta del papeleo que han obligado a poner en el diccionario la acepción de la "ineficiciencia".

Pero veamos mejor con un ejemplo práctico y real (porque me pasó a mí), como funciona esto de la burocracia.

Pongamos por caso que quieres construirte una casa. Primer paso: Te presentas en el despacho del arquitecto y le pides unos planos. Una vez has retocado a tu gusto lo que has creído conveniente cambiar, el arquitecto lleva los planos al colegio de arquitectos a que le pongan un sellito. Entonces, después del sellito, lo tiene que llevar al Ayuntamiento, a que le pongan otro sellito y te den el permiso de obra. Esto tarda unos tres meses aproximadamente, según el Ayuntamiento. El Ayuntamiento tiene que revisar que el proyecto esté correcto. Yo me pregunto, entonces ¿que han hecho en el colegio de arquitectos? Ah! Ya lo sé. Cobrar. ¿Y el Ayuntamiento? ¡Claro!, cobrar.

Una vez te dan el permiso, ya puedes hacerte tu casa, con un constructor. Tienes que dar el alta provisional de luz y agua. Naturalmente no es de hoy para mañana, también lleva su tiempo. En mi caso, el agua no tuvo más problema que hacer el trámite en la oficina de la compañía, pero en cambio, para la luz si que tuve una serie de problemas. ¡Se equivocaron y abrieron la calle para ponerles la luz a la casa de al lado! Después me hicieron cambiar el cajetín de la luz porque no tenía las medidas correctas.

Cuando se acaba la casa, entonces tienes que conseguir en el Ayuntamiento la cédula de habitabilidad. Cuando la consigues tú te crees que ya puedes vivir en la casa, puesto que su propio nombre lo indica "CÉ-DU-LA DE HA-BI-TA-BI-LI-DAD". Pues no. Resulta que ahora se han sacado de la manga el "certificado de primera ocupación". Sin esto, no puedes dar de alta ni luz, ni agua, ni gas, de forma definitiva. Si la casa no  la has acabado en el tiempo previsto, tienes que renovar el permiso de obra. Más dinero para el Ayuntamiento. Y luego tienes que renovar el agua y luz provisional.

¿Que es necesario para tener el Certificado de Primera Ocupación? Que las escaleras tengan una altura determinada, que hayan barandas donde alguien pueda caer, que plantes un árbol, etc.  Viene una persona del Ayuntamiento y empieza a revisar todo. Te dice que ya te avisarán. Tu con la casa terminada y sin poder vivir todavía porque no tienes el certificado dichoso.

Cuando te reúnen en el Ayuntamiento, te dicen que no te dan el certificado porque la escalera mide 1,80 metros de altura, y ellos piden 2 metros. ¿Que quieren, que tire abajo la casa y ponga una escalera de 2 metros? Bueno, consigo que baste firmar un compromiso de que no venderé la casa sin advertir al comprador de que la escalera no mide 2 metros. Me piden una foto que demuestre que tengo una baranda en la entrada. Nosotros pusimos cuatro palos mal puestos y claro, no coló como baranda. Tuvimos que firmar otro papelito que decía que el Ayuntamiento no era responsable si pasaba algo. Y por último, me pedían que pusiera un vado. Tuvimos la mala suerte de que el vado tenía un árbol delante. ¡Oh, No! ¿Que tendremos que hacer? El árbol no lo puedes sacar así como así., no, tienes que trasplantarlo a otro sitio que ellos te digan. Y nuestro árbol no era posible sacarlo de allí, por lo que me dijeron lo que podía hacer: plantar o un árbol como el que sacaba o dos más pequeños. Elegimos dos más pequeños (que eran más baratos, claro jeje...). Pero no encontraban dónde poner uno de ellos. Así que me dijeron que en vez de poner dos pequeños, pusiera uno en un hueco vacío de la calle de enfrente y pusiera dos de otra especie en otra calle cercana. O sea, que en total tuve que poner tres árboles en lugar del que tenía delante de la casa.

Bueno, ya puedo poner mi vado. Deprisa y corriendo y con el cemento aún mojado, saco la foto y la mando por e-mail a la encargada de dar la primera ocupación. Me dicen que esto tarda normalmente un mes, pero que conmigo se están esforzando para tramitar lo antes posible el documento. No porque sí, sino porque antes les escribí para darles prisa, sino aún estoy esperando para vivir en mi casa.

Bueno, ya he conseguido el certificado de primera ocupación y ya puedo dar de alta la luz, el agua y el gas.

Pues esta es la historia de como es de complicado y de como funcionan las administraciones. Te abren las calles para poner el gas, por ejemplo, y al cabo de poco tiempo te la abren para poner la luz. ¿No es posible abrir la calle una vez y poner todos los servicios a la vez? Pues no, ¿Porque? Pues porque el Ayuntamiento así cobrará dos veces por abrir la calle en vez de una. Dinero, dinero.

divendres, 1 d’abril de 2011

El IPC

La luz ha subido un 11%, el gas se sube ahora un 4%, el agua un 4,5%, la T-10 de los transportes de Barcelona un 4%, un 6% el butano, el euribor ya va por el 1,924, la alimentación también ha subido considerablemente, el petróleo es un 15% más caro que hace un año...

El IPC interanual está en el 3,6%.

¿Como es posible que todos los artículos de primera necesidad suban por encima del IPC? Se supone que el IPC es una media de todos los artrículos representativos. Si el IPC está al 3,6% quiere decir que hay otros artículos o productos que están por debajo de la media. ¿Alguien sabe cuales son? Buscando por internet lo único que he visto que ha bajado el precio son los viajes organizados. Tomando esto como referencia, estoy seguro que lo que hace bajar la media de la inflación son las cosas más superfluas y menos necesarias. Es decir, que los artículos de primera necesidad suben una barbaridad y los que usamos de vez en cuando nos salen más barato.

Después vendrán los aumentos salariales de cada año y subirán como mucho el IPC, sin importar que los productos necesarios suban más,  porque ya que estamos en crisis...